las mil caras

las mil caras

martes, 31 de enero de 2012

La chica del metro

La chica del metro


Estabas sentada en el andén,
esperando el tren que siempre llega tarde.
Tu pensamiento ausente,
 en otro sitio, en otro lugar.
Gente a tu derecha e izquierda,
pisadas de mil colores,
colonias, sudores, y arrumacos.

Surge la luz del interior del túnel,
no lo ves, pero el estruendo
te hace regresar, miras
y buscas esa mirada
que hace un momento se clavó
en tu corazón.
Son las ocho y diez minutos.

Subes al vagón, te colocas
en el asiento libre que hay junto a la puerta.
Extraes la novela de todos los días,
y comienzas a leer.
La lectura no consigue hacerte regresar,
continúas atorada en esos ojos verdes.
Son las ocho y cuarto.


Han pasado tres estaciones,
y ha caído un capítulo más,
la emoción deja paso a la decepción.
Quizás en el regreso,
talvez antes de terminar el capítulo siguiente.
Quizás jamás.
Pero la chica del metro, siempre
buscará esos ojos verdes.
Son las ocho y media.








Toni Aznar
Derechos Reservados
Enero 2.012
www.taznar.blogspot.com